Buscar este blog

domingo, 6 de marzo de 2011

EL PEOR MECANICO DEL MUNDO



El mío es el peor mecánico del mundo, con diferencia.
Me aprieta las tuercas con una maza y se queda tan ancho.
Bruto como un arado y simple como el mecanismo de un chupete.

Pero no pienso cambiarlo.
Sabe lo que hace.
...

Normalmente llego al domingo hecho unos zorros.
El vehículo que uso entre semana lo llevo hecho un Cristo.
El motor desajustado, bajo de niveles, la dirección con holgura, de chapa ni te cuento.
Parece que viene de la guerra.
Porque viene de la guerra.

...
Así que suelo acudir los domingos al taller, a misa de 11:30.
Allí está mi mecánico Eduardo.
Un cura de pueblo, capaz de cambiarte las ruedas sin la ayuda del gato.
Agarra tu coche y los sostiene en vilo, con sus manazas de agricultor de almas.

Es bruto hasta decir basta.

Sólo usa su maza, para darte en la cabeza, y cinta adhesiva, para que no se te caigan las puertas al arrancar.
No se le conocen más herramientas.
...
Por muy mal que lleve mi coche, me lo suele devolver medio apañado.
Por lo menos me dura una semana más; hasta el próximo domingo a hora de misa.

...
No te cobra un pavo; pero eso sí, se descojona de tí.

"¡Eh, pardillo, se te ve perdido, cagóntóloque se menea!"

"¡Sí, sí, la salvación, vas tú bien para alcanzar la salvación, cojonudo!"

"¡Anda quéee!, ¡pero mira cómo llevas tu coche!, ¡no te he dicho que reces un poco, hijo de mi vida y de mi corazón!"

...
Y como se te ocurra confesarte con él, entonces es para pegarse un tiro.

"¿Que tú has hecho quéeeee?. ¡no me lo creo, no tienes tú cojones para hacer eso!"
...
No sé de dónde han sacado a este tipo.
A primera vista parece que acaba de salir de la cárcel.

...

El mío es el peor mecánico del mundo, con diferencia.
Me aprieta las tuercas con una maza y se queda tan ancho.
Bruto como un arado y simple como el mecanismo de un chupete.

Pero no pienso cambiarlo.
Sabe lo que se hace.
...

Se lo tiene estudiado.
Es un profesional, en la carretera de la vida.


...

3 comentarios:

  1. Yo quiero un mecánico como el tuyo, pásame el teléfono o el gps, algo para localizarle.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Y que se da cuenta de lo perdido que andas... eso es esencial en un mecánico, esencial.

    ResponderEliminar
  3. Por trescientos veinte pavos al mes, hay gente que realiza unos trabajos muy finos.

    Procura no perdértelos.

    ResponderEliminar